La robotización se abre camino en las organizaciones y el reto que se presenta es complejo. Conseguir optimizar los procesos de negocio en un trabajo conjunto de personas y robots implica un cambio profundo de mentalidad y de forma de trabajar.

Los beneficios de la combinación de aplicar las ventajas de la automatización de procesos vía robótica, con la creatividad y la energía de personas motivadas por conseguir su máximo potencial es enorme.

Las previsiones auguran un rápido crecimiento en los próximos meses. Pero, ¿qué beneficios aporta la automatización de procesos en las empresas?

La automatización de los procesos de negocio juega un papel sumamente importante en las compañías, ya que permite agilizarlos  y hacerlos más eficientes, reduciendo costes y ayudando a incrementar las ventas. 

Todo ello, mediante una potente tecnología, que permite automatizar, mediante robots, las tareas  más repetitivas y de gran volumen, dejando que los esfuerzos humanos se concentren en tareas de mayor valor añadido.

Inevitablemente el debate está abierto. ¿Se van a apoderar los robots de trabajos que hoy en día realiza el ser humano? La aplicación de la robótica en los diferentes procesos de negocio conlleva importantes mejoras en la realización de determinadas tareas, aumentando la eficacia y eficiencia en varias fases de los procesos, pero no en todas. Las tareas que requieren de procesos cognitivos creativos, empáticos y todas aquellas de alto valor añadido, son difícilmente automatizables.

Por todo ésto, las empresas que quieran sobrevivir  a lo que llaman “La Cuarta Revolución Industrial” deberán redefinir los puestos de trabajo, apostando por la formación e impulso de la capacidad de innovación y adaptación profesional,  de los trabajadores.

Los cambios que vienen, son profundos y serán muy rápidos, por lo que tanto empresas como trabajadores, deben estar preparados para ellos, siendo muy flexibles y ágiles respecto a entornos cambiante, ya que aparecerán nuevos roles, procesos, técnicas…. de forma continuada.

La robótica es sólo una tecnología que acaba de llegar, sus aplicaciones son numerosas, pero todavía son sólo un germen de lo que está por venir. Las empresas que triunfarán, serán aquellas capaces de adelantarse a estas futuras aplicaciones, e incluso aquellas capaces de crearlas y desarrollarlas.

 

Borja Fernández.